16.12.10

Almorzamos en el Restaurant "Bonanza" sito en Camino de cintura y Vias del Ferrocarril Roca.





Agradezco a los integrantes del Rotary Club de Luis Guillón, quienes a travez de su programa radial "La hora del Rotary Club de Luis Guillón", me ganara en un sorteo un almuerzo para dos personas en el prestigioso Restaurant "Bonanza" sito en Cno. de Cintura y Vias del Ferrocarril Roca, donde junto a mi esposa Susana fuimos atendidos con la excelencia que comprobamos se atiende a todos los que alli concurren y degustamos una exquisita comida. Gracias a la Sra. Mónica que nos sirvió, hoy 16.12.10 al mediodía. Gracias a todos.

5.12.10

2a. Feria del Libro de Escritores de Esteban Echeverría 2010

Los días 3 y 4 de Diciembre de 2010 se realizó la "2da. Feria del Libro de Escritores de Esteban Echeverría 2010", donde participarón algunos escritores de Luis Guillón. He aquí algunas fotos del día 4:




















































Fotos tomadas por mi esposa la Sra. Susana Adriana Chazarreta.

1.12.10

EL PRIMER ASENTAMIENTO POBLACIONAL DE LA ACTUAL LOCALIDAD DE LUIS GUILLÓN - LOS PRIMEROS VECINOS.

EL PRIMER ASENTAMIENTO POBLACIONAL DE LA ACTUAL LOCALIDAD DE LUIS GUILLÓN - LOS PRIMEROS VECINOS.

Introducción

Los fundadores del pueblo de Monte Grande, señores Pedro J. Coni, Simón Gastón Sansinena, Roberto Oliver, Santiago Lumsden y Juan B. Ferrarotti, integrantes de la sociedad comercial vendedora de tierras "Coni, Sansinena y Cía", en la programación del trazado del mismo, tuvierón el deseo de crear dos barrios anexos.
Estos dos barrios fueron nominados, según consta en documentación de junio de 1889, "La Paz" y "El Trabajo", y debían ser construidos dentro del trazado original, cuya autorización firmó el Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Don Máximo Paz, el 3 de abril del año señalado.
Sobre dichos barrios los fundadores expresaron lo siguiente: "como consecuencia del proyecto de centro industrial y manufacturero, preséntase la necesidad y conveniencia de crear barrios o villas de obreros a objeto de poder ofrecer a estos en la proximidad de sus talleres, viviendas cómodas, higiénicas y económicas, cuya creación, además de otras ventajas, servirá de estímulo a la clase obrera, llamándola a radicarse en el nuevo pueblo".
"La Sociedad proyecta crear barrios en el número y sitios convenientes y dar todas las facilidades necesarias para que los obreros puedan adquirir la propiedad de sus domicilios mediante el pago de módicas mensualidades, al alcance de los peculios, fomentando de esta manera el espíritu del orden y economía que constituyen la base del bienestar en la clase obrera"
"Respondiendo antes que a miras mercantiles a sentimientos humanitarios provocados por el estado precario en que hoy se encuentran las clases proletarias con el encarecimiento general de todos los artículos de consumo, la Sociedad ofrecerá las enunciadas facilidades no sólo a los obreros de Monte Grande, sino también a todos los obreros, empleados, etc., de la Capital Federal y de cualquier otro punto, que quieran acogerse a esos beneficios, viniendo a habitar el nuevo pueblo".
"Se procede desde ya a crear en la chacras 27 y 28, dos barrios, que se designan respectivamente con los nombres "La Paz" y "El Trabajo". Estos dos barrios de idéntica traza están divididos en manzanas de 60 por 120 metros cada una, separados por calles de 15 y 20 metros de ancho y pasajes de 5 metros de ancho".
"Cada barrio comprende quinientos lotes o solares de 15 metros de frente por 30 de fondo cada uno, no contándose en este número algunos solares reservados para mercados u otros destinos y teniendo cada lote su frente y salida independiente sobre una calle principal o sobre un pasaje".
"El plano número 18 da a conocer los tres tipos A, B y C, de casitas para obreros que se construirán en los barrios "La Paz" y "El Trabajo", los cuales constarán de dos, tres o cuatro habitacuiones según el tipo correspondiente, y además una cocina, una letrina y un altillo o granero".
"La distribución adoptada es la de pequeños chalets que se situarán hacia el centro de los lotes, los que se cerrarán con cercos de postes de madera dura y tejido metálico, quedando por lo tanto en cada lote un sobrante de terreno que podrá destinarse a jardín. corral de aves, etc."
"Adoptando en la construcción toda la economía conciliable con la solidez y el relativo confort y excluyendo todo propósito de lucro, se ofrecerán las casitas de obreros a pagar en diez años por mensualidades que según el tipo respectivo variarán entre 25, 30 y 35 pesos moneda legal, mensualidades que están al alcance de los recursos de los obreros y son notablemente módicas comparadas con las que como simple alquileres se paga hoy en la Capital Federal por piezas de conventillos o departamentos de casas de vecindad en condiciones muy inferiores bajo todo punto de vista a las casitas de los barrios "La Paz" y "El Trabajo".
"Complementando la ventaja de la modicidad de las mensualidades en la venta de las casitas de obreros, la Sociedad empleará todos los ecursos necesarios para obtener en los horarios del ferrocarril el establecimiento de trenes rápidos especiales de ída y vuelta para conducir a horas apropiadas y en el más corto tiempo posible los obreros de Monte Grande a la Capital Federal y viceversa, y para obtener asmismo la reducción hasta cinco o seis pesos moneda legal el importe de los abonos mensuales".
No obstante lo expresado, revestido de promesas y sueños, los barrios "La Paz" y "El Trabajo", no se concretarón, es decir que no se convirtierón en realidad, quedando en suspenso y solamente como una propuesta que fomentó alegrías e ilusiones, desconociéndose las razones que hicierón fracasar tan gratificante iniciativa, destinada a dar vivienda a la gente de relativos recursos económicos.
Desde ese tiempo de 1889 al presente en general las promociones prometierón mucho sin concretar tanto. Servicios, medios de transporte, iluminación, alambrados, afirmados, etc., es decir muchos beneficios y ventajas y pocas concreciones y realidades.
Dentro del trazado original y auténtico del "pueblo, colonia y centro manufacturero de Monte Grande, en el partido de Lomas de Zamora", recién se fundó un primer barrio entre los años 1908 y 1911. concretándose éste en firme bajo la denominación de "Villa de Mayo", a unos veintiún años de fundarse Monte Grande y tres años antes de fundarse el municipio de Esteban Echeverría, el 9 de abril de 1913.
La promoción de la venta de los solares de "Villa de Mayo", también contó con infinidad de promesas y argumentos mentirosos que lamentablemente entusiasmarón a los candidatos comparadores. El tranvía; el tren eléctrico de Otto Franke (Que en 1911 se mencionaba en construcción); el apeadero del Ferrocarril del Sud; las parcelas alambradas; la iluminación sistema "Kitson", etc.
Lo que si se concretó en "Villa de Mayo", y en grado superlativo, fueron los sueños de independencia de los futuros vecinos, la tenencia de su casa propia y un cúmulo impresionante de sinsabores y sacrificios que entendemos deben ser contados para conocimiento de la posteridad.
Aquí en este trabajo de investigación histórica, mencionamos lo que hemos recuperado durante el último año del siglo XX, y rendimos homenaje a todos los pobladores precursores de "Villa de Mayo", el primer asentamiento poblacional, concretado y pujante del municipio de Esteban Echeverría.



La documentación autorizante del trazado del pueblo de Monte Grande fue firmada por el Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Don Máximo Paz, el 3 de abril de 1889.
Sobre la base de campos despoblados y abiertos, adquiridos por los señores Pedro J. Coni, Simón Gastón Sansinena, Roberto Oliver, Santiago Lumsden y Juan Ferrarotti, a los hijos de Don Tomás Fair, Santiago y Federico, se conformó un gran rectángulo con el objetivo de "fundar un pueblo, colonia y centro manufacturero en el partido de Lomas de Zamora".
Los lados de este gran rectángulo hoy corresponden a los bulevares Tomás Fair-Luciano Honorato Valette; a la ruta provincial Nº 4 o Camino de Cintura (Según la nomenclatura vial echeverriana, avenidas De la Tradición y Santa Catalina); a las avenidas Pedro Francisco Suárez-Pedro Dreyer, desde antaño llamad "La Colorada" y las avenidas Ramón Santamarina y Valcarcel-Antonio Cervetti.
Los referidos adquirientes constituyeron una sociedad comercial que giró bajo el nombre de "Coni, Sansinena y Cía". Esta programó un trazado que incluía 74 manzanascéntricas con sus correspondientes parcelas; 54 quintas y 36 chacras, determinando los socios que el fraccionamiento llevara el nombre de "Monte Grande", para respetar así la histórica designación impuesta por Doña Mayor Humanes de Molina, a las tierras de nuestra región, en el siglo XVII.
Es así como dntro de la comentada traza se fundó el pueblo de "Monte Grande" en el siglo XIX, y posteriormente el pueblo de Luis Guillón en el siglo XX, pero es justo aclarar que su primer aentamiento poblacional recibió el nombre de "Villa de Mayo".
Las quintas donde hoy se asienta la localidad acheverriana de "Luis Guillón" fueron, según el plano original y auténtico, las numeradas 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9 y 10. Las chacras se numerarón: 1, 2, 3, 8, 9, 10, 13, 14, 15, 18, 19, 20, 24, 25, 30, 31, y 32, todas medidas sobre campo abierto y despoblado.
En el citado año 1889 el arroyo Santa Catalina (Primitivamente llamado la cañada de Monte Grande), en la actualidad entubado, cruzaba límpido y natural, pleno de fauna y flora acuáticas, las quintas 11 y 12, más las chacras 4, 11, 16, 20, 25, 31 y 32, de manera serpenteante y de sudeste a norte, para desembocar en la laguna Santa Catalina (En la actualidad segada).
La parte primitivamente poblada de lo que más tarde se denominó "Villa de Mayo", se organizó dentro del siguiente rectángulo menor, hoy formado por las actuales arterias: San Martín, ruta provincial Nº 4 o Camino de cintura, Luciano Honorato Valette y Dr. Luis Lagos García, pasando los rieles del primitivo Ferrocarril de la Provincia, del ramal Temperley-Cañuelas (Posteriormente Ferrocarril del Sud, más tarde Ferrocarril General Roca y en la actualidad Ferrocarril Metropolitano) de manera paralela al fraccionamiento y a unos doscientos metros aproximadamente del mismo.
Observando planos modernos comprobamos que el loteo original de "Villa de Mayo" se extendió hasta la actual calle Dr. Prof. Eduardo Prayones (2), dado a que hasta esa calle se planificarón manzanas rectangulares similares a las primitivamente trazadas, que en un principio, y al parecer, sólo llegaban hasta la antigua calle Dr. Luis Sáenz Peña (Hoy Dr. Luis Lagos García) (3).
Con respecto a quienes fueron los primeros propietarios de terrenos y pobladores de "Villa de Mayo", debemos advertir al lector, que esto ha sido prácticamente imposible determinarlo con precisión. La tarea investigativa realizada al respecto, se convirtió en lenta y compleja, porque ya no viven precursores; si descendientes, pero no en todos los casos.
Se corrió con la desventaja que acarrea la falta de memoria y documentos, todo esfumado con el correr del tiempo. Por otra parte, y esto es justo decirlo, nuestro municipio aún carece, al ingresar al siglo XXI, de un archivo público oficial y de acceso amplio y abierto para uso de investigadores, consultores en general, docentes, etc., lo cual es ciertamente negativo y lamentable.
Las autoridades en general no se han preocupado por rescatar y valorizar nuestro brillante pasado. No ha existido una inclinación manifiesta para que no se perdiera lo mejor de nuestra historia, siendo nuestra comuna, en relación con las restantes del llamado Gran Buenos Aires, la que acusa el mayor atraso, lo que motiva, incluso por falta de apoyo y aliento, que los historiadores se véan en figurillas para realizar sus trabajos con perfección y al mejor nivel.
Por fortuna hemos podido determinar con bastante certeza el origen del primer loteo del primer barrio echeverriano que, tal como quedó dicho, se denominó "Villa de Mayo" desde su creación, como así también algunos nombres y detalles asentados en papelería valedera. No ha sido posible garantizar un listado fiel, completo y ordenado, con los nombres de los de los primeros pobladores radicados, por las razones expuestas, pero entendemos que lo poco recuperado valdrá para que éste no se termine perdiendo totalmente, y para hacer justicia con los mismos.
El loteo o fraccionamiento de la tierra correspondiente a "Villa de Mayo" se llevó a cabo, según surge de analizar planos, entre los años 1908 y 1910. En 1911, y esto se sabe con justeza, la firma "Tancredi, Del Porto y Compañía", por estos años instalada con oficinas en la calle Bartolomé Mitre Nº 475 (Altos), de la ciudad de Buenos Aires, promocionó la venta de un saldo de 256 lotes, no vendidos en un remate anterior, con una base de cuatro pesos moneda nacional, a pagar en ochenta meses, sin intereses.
El domingo 8 de octubre de éste último año señalado, el Ferrocarril del Sud, empresa de capitales británicos que había adquirido el ya mencionado ramal Temperley-Cañuelas, despachó un tren gratis que partió de la estación Constitución a las 13.45 "en punto", con numerosos y entusiastas pasajeros.
El convoy incluía salones reservados para familias y se nos ocurre que todo fue amenizado con los ruidoso acordes de una banda de música, al mejor estilo de aquella época. Así la nueva empresa privada apoyó la creación de poblamientos en sus ramales, fomentando como jamás se dió, la cración de pueblos, cercanos a la ciudad de Buenos Aires, y en el interior del país (4).
El tren se detuvo a la altura del loteo, como quedó dicho, distante a unos doscientos metros del lugar. Los pasajeros con gran júbilo descendierón del mismo, cuando aún no existía apeadero ferroviario alguno (El apeadero kilómetro 23.540, recién se inauguró el 6 de noviembre de 1926), y a campo traviesa llegaron al fraccionamiento y al punto donde se hallaban los martilleros elogiando el lugar; la calidad de la tierra; su altura; la reducida base de venta y las amplias mensualidades.
"Villa de Mayo", y esto está documentado en plano histórico, tenía su primera manzana, la Nº 1, en la esquina de la Gran Avenida San Martín (Hoy simplemente calle San Martín) y la avenida Santa Catalina (Hoy ruta provincial Nº 4 o Camino de Cintura). La última o más apartada manzana del loteo, la Nº 56, se ubicaba en la esquina de la Gran Avenida Buenos Aires (Hoy avenida Nicolás Bruzone) y la calle Dr. Luis Sáenz Peña (Hoy calle Dr. Luis Lagos García).

Las calles con sus nombres originales y auténticos que cnocieron los primeros pobladores de "Villa de Mayo", fueron los siguientes:

A) - De sur a norte:

- Gran avenida San Martín (Hoy San Martín).
- "Boulevard" (5) D. Albano. (Hoy Alférez Rodrigo Mendiondo).
- Calle General Roca. (Hoy Jorge Psman Miles).
- Calle Primera Junta. (Hoy Alférez Rubén Bertollo).
- "Boulevard" Dr. R. Santamarina. (Hoy Nicolás Avellaneda).
- "Boulevard" Del Centenario. (Hoy Teniente Rubén Ruíz).
- Calle Mariano Moreno. (Hoy Juan Bautista Alberdi).
- Calle Independencia. (Hoy Teniente Matín Retes).
- Gran avenida Buenos Aires. (Hoy Nicolás Bruzone).

B) - De este a oeste:

- Avenida Santa Catalina. (Hoy ruta provincial Nª 4) (6).
- "Boulevard" España. (Hoy Teniente Onofre Larcamón).
- Calle Francisco Ferrer. (Hoy Teniente Alberto Grande).
- Avenida Italia. (Hoy Martín Coronado).
- Avenida Francia. (Hoy Almafuerte).
- Calle Guillermo Lacroze. (Hoy José Hernández).
- Calle Senador Ballester. (Hoy Subteniente Urbano González).
- Calle Dr. Luis Sáenz Peña. (Hoy Dr. Luis Lagos García).


La planificación original de "Villa de Mayo" nos muestra una manzana reservada para plaza. El nombre que originalmente se le impuso fue el de Plaza de la Libertad, hallándose circundada por las siguientes primitivas arterias: Avenida Francia, "Boulevard Centenario, Avenida Italia y "Boulevard" Dr. R. Santamarina.
El fraccionamiento, por lo menos así figuraba mencionado en la folletería promocional de evnta, incluía: manzanas alambradas, lotes amojonados y luz incandescente sistema "Kitson".
Por el año 1911 la firma vendedora de la tierra comentaba que, "recientemente se ha inaugurado el colegio Nº 96 ley Láinez, al que asisten 67 alumnos, como así también se ha constituído la Socieda de Fomento".
Las estaciones ferroviarias más cercanas al loteo eran la de Llavallol por un lado y la de Monte Grande por el otro, pero por la Gran avenida San Martín estaba previsto para comodidad de los pobladores, el tendido de los rieles para el "Tramway Eléctrico de Temperley a Monte Grande", observándose dibujado parte del recorrido en el plano original.
Por otra parte, sobre la avenida Santa Catalina (Hoy ruta provincial Nº 4 o Camino de Cintura, o Ruta de la Tradición según la nomenclatura vial de nuestro municipio), constaba "en construcción el Ferrocarril Eléctrico concesión Otto Franke".
Tanto el mencionado tranvía como el ferrocarril eléctrico, jamás se concretaron ni se convirtieron en realidad que debía otorgar ventajas y comodidades a los primeros vecinos afincados en "Villa de Mayo", antes por el contrario, llenarón de ilusiones a muchos y a la postre defraudaron a todos. Lamentablemente viene de lejos, tal como se ve, la injusta modalidad de prometer más de la cuenta y engañar a la gente con paraísos dorados.
En el remate saldo de venta de 1911 una gran mayoría de las manzanas se habían vendido totalmente. En las manzanas 3, 15, 22 y 49, todo para brindar un ejemplo, solo quedaba un lote pendiente en cada una de ellas.
A partir del primer remate y la venta de los últimos terrenos, comenzó en "Villa de Mayo" el afincamiento de los primeros adquirientes, en general gente trabajadora; de recursos limitados, operarios, obreros, talleristas, inmigrantes, etc., muchos de los cuales lograron trabajo en puntos cercanos a sus nuevos domicilios.
Recordamos de manera muy significativa la ventaja que apotó la apertura de la Cervecería Bieckert, empresa de relevancia que comenzó en las vecina Llavallol la producción de cerveza en 1908, dando practicamente naciente o por lo menos un enorme impulso a dicho pueblo, pues el primer loteo que se produjo en el mismo, se llevó a cabo el domingo 9 de mayo de 1909, es decir casi coincidente con los nuestros de 1908 y 1911.
Esto viene a demostrar, en este presente tan diferente e incierto, que las industrias han sido potentes pilares generadores de trabajo y prosperidad, garantizando a la gente noble, trabajadora, sacrificada y responsable, vivir con la dignidad que merece el ser humano.
También a pasos de "Villa de Mayo" otra industria que creció y se hizo muy importante, aseguró el empleo de numerosos vecinos. Nos referimos al frigorífico fundado también en 1908 por Don Augusto Höerth, denominado a partir de 1915 "Frigorífico Monte Grande", empresa que marcó rumbos en nuestro medio, logrando con el correr de los años, alcanzar el nivel de tercer exportador e carnes de nuestro país.
Ambas industrias, es justo recordarlo fueron creadas por pujantes personajes de origén alemán, tal el caso del mencionado Höerth y el de Don Emilio Bieckert, inmigrante de Alsacia, quien arribó a la Argentina en 1857, portando tradicionales secretos familiares cerveceros.
Con alguna anterioridad a 1924 diversos vecinos de la villa encontraron trabajo en la construcción y en el ordenamiento de la empresa de comunicaciones Transradio Internacional, la cual había adquirido en los fondos de la actual localidad e Luis Guillón, en lo que hoy se llama 9 de abril, 575 hectáreas para levantar sus instalaciones de radio-telegrafía inalámbrica, es decir su poderosa planta transmisora, en su tiempo la más importante de Sudamérica.
Esta empresa inauguró sus servicios con gran pompa el 25 de enero del señalado año 1924, oportunidad en que asistió el presidente de la Nación, Dr. Marcelo T. de Alvear, con sus ministros y funcionarios de alto rango, más el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Don José Luis Cantilo.
Hoy, tanto el referido frigorífico como la Transradio Internacional hace largo tiempo que cerraron sus puertas, al igual que otras empresas generadoras de trabajo, propias del municipio echeverriano, ocasionando una problemática desconocida y muy preocupante en nuestro medio, dado el alto porcentaje de desocupación que han producido al cancelar sus actividades, por razones de diversa y variada índole, motivadas por la difícil situación económica que atraviesa nuestro país, y otras largas y complejas de enumerar.
Igualmente corresponde mencionar que diversos vecinos de "Villa de Mayo" lograron empleo en décadas posteriores, en la Escuela de Agronomía y Veterinaria "Santa Catalina", y en las quintas, granjas y chacras que se fuerón estableciendo a no mucha distancia de éste asentamiento poblacional.
Recordamos por los años treinta a "Los Mirasoles", la chacra de Don Mateo Galdi; a "Las Colmenas", granja de la señorita Rosa Noelting; a "La Esther" de Don Nicolás Bruzone, y a la granja "El Placer" de Don Miguel Guarino, por nombrar algunas de las más conocidas.
Por este tiempo (1931) surgió en la villa una nueva esperanza de trabajo con la instalación de la "Firestone Tire y Rubber Company" en la cercana Llavallol. Esta empresa, es justo decirlo, absorbió mucha mano de obra radicada en el barrio que nos ocupa, como así también en Luis Guillón siendo muchos y gratificantes los recuerdos que al parecer nacieron al pie de la producción de las afamadas cubiertas "Firestone", que alcanzó en 1938 el millón de unidades.
Los pobladores de "Villa de Mayo"; los afincados entre la primera y la segunda década del pasado siglo XX, a pie o en el mejor de los casos a caballo y en bicicleta, concurrieron a sus trabajos, particularmente si éstos no se hallaban muy distantes.
Una gran cantidad de vecinos dependieron del ferrocarril para concurri a diario y cumplimentar sus obligaciones en empresas, comercios, fábricas, talleres, aserraderos, ferias, etc., en los pueblos cercanos (Temperley, Lomas de Zamora, Talleres (7), Lanús, etc.) y en la ciudad de Buenos Aires.
No es fácil en este presente que se caracteriza por las comodidades que en general brindan los transportes, imaginarse el duro e increíble sacrificio que les tocó vivir y soportar a éstos primeros pobladores, dada la distancia en que se hallaban las dos estaciones ferroviarias más cercanas, Llavallol y Monte Grande.
Con buen o mal tiempo, con sol o con lluvia, con frío o con calor, de madrugada para ir y de tarde o de noche para regresar, la mayoría de los vecinos abordaron los trenes y descendieron de los mismos, preferentemente en LLavallol, siendo muchos los que aún recuerdan el caminito de tierra bordeado de pastos, paralelo a las vías, que a diario recorrían sus abuelos, padres, amigos o familiares, en cansadora caminata de ida y vuelta, con el cuerpo agotado tras el trajín de cada jornada.
Diez y ocho largos años de dramática incomodidad se sumaron hasta que se concretó el 6 de noviembre de 1926, el sueño por todos esperado, la instalación del apeadero designado en un principio "Kilómetro 23.540, tiempo más tarde bautizado "Luis Guillón" (8).
Cuando el reclamo vecinal se hizo insistente y logarar la instalación de una estación se convirtió en imprescindible, por el mes de febrero de 1924 se realizó entre los pobladores de "Villa de Mayo" e inmediaciones, una "Suscripción Vecinal Pro Estación", documento cuya copia obra en nuestro archivo privado, lo que nos permite conocer y mencionar los nombres de numerosos precursores del lugar.
Con fecha 28 de abril, también del año 1924, los vecinos Raimundo Pisani y Angel Miguel Delfino, concluyeron una colecta, que ambos firmaron al pie para garantizar la responsabilidad de la suma recaudada. El dinero se empleó "para gratificar al señor Alfredo J. Boligán, quien tanto trabajó para conseguir un apeadero en este pueblo".
Señalaban los firmantes que "al tomar esta determinación no nos guía otro propósito que el de contribuir, con los demás vecinos, aunque sea a medias, al que tantas pruebas de desinterés y abnegación ha dado al renunciar a todo expendio, y al fin de la jornada obtener de la autoridad correspondiente el dicho apeadero".
"Si se tiene en cuenta que durante doce años consecutivos, diferentes personalidades han tomado esa iniciativa y siempre nuestras esperanzas han sido defraudadas, hoy es cuando debemos apreciar,con doble vista, esa obra patriótica conseguida en abierte lucha por el señor Boligán".
A éste señor Alfredo J. Boligán se lo conoció presidiendo el 16 de enero de 1924, la Comisión Pro-Estación "Villa de Mayo". El vecindario de aquel tiempo le debe la gestión ante la gerencia del Ferrocarril del Sud, para que el gerente Sr. J. M. Eddy, concediera a nuestros pobladores una entrevista en su propio despacho, y sobre la cual ya comentaremos más adelante.
Primero es importante señalar con respecto al ferrocarril, que se suponía debía servir a la modesta población de la villa, dado a que el ramal Temperley-Cañuelas se había inaugurado en 1885, unos veintitrés años antes, por parte de los Ferrocarriles de la Provincia.
La estación Monte Grande se habilitó al servicio público de pasajeros y cargas el 20 de Julio de 1889, y la estación Llavallol, primitivamente llamada Santa Catalina, levantada en un lugar no coincidente con la actual, se abrió al tránsito el 29 de Agosto de 1885.
Con fecha 10 de marzo de 1890 éste ramal provincial por problemas económicos y administrativos se privatizó, pasando a prestar el servicio el Ferrocarril del Sud, de capitales británicos. Esta empresa muy conocedora del quehacer ferroviario (9) con personal técnico y directivo altamente capacitado, y con material rodante renovado y mejorado, modernizó sustancialmente las prestaciones, aumentándo incluso las frecuencias en nuestra línea (De tan sólo dos frecuencias diarias a diez, más un servicio nocturno puesto en vigencia durante la gestión administrativa del gerente Sr. Frank Hendersen).
Esta nueva empresa ferroviaria -la más cmpetente que hemos conocido hasta la fecha- promocionó la creación de pueblos, apoyando los grandes fraccionamientos de tirras a la vera de sus rieles, ofreciendo a las compañías inmobiliarias trenes gratuítos para que la gente concurriera masivamente a los remates, tal como ya quedó explicado.
El Ferrocarril del Sud efectuó servicios de alta precisión horaria y gran formalidad en la atención del público usuario. Todo esto en tiempos en que las máquinas ern impulsadas a vapor, de arranque lento y ruidoso.
Para constancia de lo dicho, que vivimos y conocimos, recordamos que los vecinos ponían sus relojes en hora, cuando éstos en su totalidad eran a cuerda, al paso y al pitar de las locomotoras. Particularmente en el pueblo de Monte Grande se usó la partida diaria del "navarrero" (10) a las 17,30, todo para brindar un ejemplo curioso al lector.
Quedó dicho que en 1924 se había organizado en lo que hoy es Luis Guillón, una Comisión Pro-Estación "Villa de Mayo", para solicitar a las autoridades máximas del Ferrocarril del Sud, la construcción de una pequeña parada o apeadero para que otorgara razonables comodidades y justos beneficios a los habitantes de "unas 120 casas, la mayor parte de ellas de material, con un número aproximado de 30 abonados, sin contar las personas que diariamente viajan a surtirse de provisiones...".
Realizadas las gestiones previas correspondientes por intermedio del vecino Alfredo J. Boligán, que al parecer le ocasionaron gastos, resarcidos a través de la ya comentada colecta, los miembros de la Comisión, pudieron entrevistar en las oficinas de la estación Plaza Constitución, al gerente de ese entonces, Sr. J. M. Eddy, en los últimos días de enero de 1924.
Los vecinos manifestaron que no podían sentirse orgullosos por la carencia de una estación, y mientra tuvieran que depender de Llavallol o de Monte Grande, lo cual les imponía un verdadero sacrificio.
Esta carencia de parada no fomentaba la edificación, instalación de industrias y comercios para dar trabajo a los moradores de la villa, más "la construcción de templos para conservar incólume las creencias de nuestros mayores; el establecimiento del mayor número posible de escuelas para desarrollare la inteligencia y fortalecer el espíritu, de todo lo que constituye, en fin, la expresión viviente de los mismos pueblos" (11).
El señor Eddy se mostró sorprendido y al mismo tiempo interesado por los argumentos valederos expresados por los vecinos, promentiendo considerar con urgencia el problema planteado, pero que antes de proceder, "tenía sumo interés en conocer el pueblo".
"A ese efecto comunicó a los gestores que el próximo lunes 28 del actual, se encontraría en la estación Llavallol a las 13,43 horas" (Una y cuarenta y tres minutos de la tarde, todo con precisión inglesa.
Tras esta actitud propia de un gerente accesible del tiempo pasado -no frecuente ni fácil de entrevistar gerente alguno en la actualidad-, el Sr. Eddy se encontró formalmente y en punto con nuestros vecinos en el andén de la estación de la estación Llavallol, y por el "caminito de tierra bordeado de pasto, paralelo a las vías", caminaron todos hasta l punto preciso, donde, al entender de los usuarios del ferrocarril, debía levantarse la instalación del apeadero anhelado por los vecinos de "Villa de Mayo".
La parada con su humilde construcción, que conocimos, se realizó bien y con madera, de manera prolija y resistente, en lo que sería el andén norte o ascendente, construyéndose mucho más tarde un buen reparo en el andén descendente. Esta mejora produjo un avance progresista y el asentamiento constante de innumerables y nuevos vecinos, cuyos desplazamientos también le redituaron ventajas favorables al mismo ferrocarril.
Los censos primitivos ponen de manifiesto que este incremento poblacional se debió en buena o en gran medida al transporte ferroviario, asunto que en general se elogió en las promociones realizadas para ofertar nuevos fraccionamientos de tierras, y consta e la mayoría de los volantes y folletos.
En antigua folletería editada por las firmas inmobiliarias para ofertar parcelas, quintas y chacras, siempre se mencionó como propia de una "bendición" a los servicios brindados por el Ferrocarril del Sud, cuyos trenes nos unierón con Bunos Aires en tan sólo cuarenta minutos precisos, pese al lento arranque y frenado las pesadas locomotoras a vapor, sin contar otras comodidades que hoy brillan por su ausencia (12), no superadas por el servicio eléctrico.
La historia lugareña ha registrado, "teniendo presente la manera gentil y caballeresca con que fue atendida la Comisión por el señor Eddy, y la amabilidad que ostentó en el transcurso de la entrevista", aquellas memorables palabras finales pronunciadas con emoción por el señor Boligán, que nos place recordar: "Gracias, gracias, muchas gracias, señor gerente. El pueblo "Villa de Mayo" no podía esperar otra cosa del culto ciudadano de la filantrópica y poderosa Albión" (13).
Para aquel recordado lunes 28 de enero de 1924, realmente festivo para los poblaores del lugar, la Comisión solicitó a éstos su adhesión a fín de que "depongan sus faenas cotidianas y se encuentren reunidos en compacta aglomeración, sin distinción de sexos, frente al desvío, para saludar al dignísimo y prestigioso representante de la Empresa de Ferrocarril Sud, y encarecía el deber que cada uno tine de guardar la debida compostura y circunspección que en estos casos se requiere, para que el fin corone nuestros esfuerzos de entusiastas vecinos, que estamos luchando sin descanso por el engradecimiento y prosperidad de este querido pueblo" (14).
Sobre la base de los vecinos que aportarón dinero para la suscripción vecinal pro estacion "Villa de Mayo", realizada en 1924, setenta y seis años atrás, podemos leer los siguientes nombres, rescatados de documentación obtenida.

- Emilio Martí.
- Florentino Solleiro.
- Sebastián Sartini.
- Ramiro Bal.
- José Castro.
- Jesús Castiñeiras.
- Pedro Belascaín.
- Cristóbal Méndes.
- Pablo Adenari.
- Pascual De Luca.
- Enrique Chiodini.
- Manuel Diéguez.
- Gabriel Colman.
- Angel Miguel Delfino.
- Alfredo J. Boligán.
- Tomás Infante.
- Raimundo Pisani.
- Francisco Vigilante.
- Francisco Vignola.
- Carmelo Rago.
- Joaquín Arana.
- Miguel Berho.
- Adolfo Loali.
- Antonio Vignola.
- Manuel Ferro.
- José D`Audia.
- José Rodriguez.
- José Otero.
- Carolina J. de Noelting.
- Juan Noelting.
- Rosa Noelting.
- Juan Basile.
- José Libonatto.
- José Martinez.
- José Ruescas.
- Javier Léoz.
- Salvador Ochipinti.
- José Maía Cao.
- Francisco Libonatti.
- José Marré.
- Alberto Iglesias.
- Nicolás Bianchi.
- Francisco Tornaviene.

Nota: Unos pocos nombres no se han podido incluir en este listado de precursores de "Villa de Mayo" y alrededores, por caligrafía realmente ilegible.
Entre los años 1908 y 1911, correspondientes a los dos grandes fraccionamientos de tierras (loteos), realizado en "Villa de Mayo", por la ya mencionada firma comercial "Tancredi, Dl Porto y Compañía", y el año 1924, correspondiente a la recaudación vecinal Pro Estación "Villa de Mayo", el listado de los primeros poblaores, entendemos que se amplía, convirtiéndose en mayor.
Lamentablemente, y esto debe comprenderlo el lector, numerosos nombres ya se han esfumado o perdido con el correr del tiempo, y por la falta de memoriosos. Redactar un listado cronológico, preciso, o por lo menos más o mnos perfecto a 92 años de distancia (1908-2000), se ha convertido en algo practicamente imposible; no obstante con gran esfuerzo, y a través de entrevistas personales y la ayuda de contados descendientes, aún con buena memoria, y a los que mucho agradecemos el apoyo, hemos podido componer un listado con los nombres de los antiguos vecinos de "Villa de Mayo", primero. y de la localidad de Luis Guillón, después.
Corresponde esperar que futuros investigadores de la historia lugareña se ocupen en la mejora y en la ampliación de la nómina que sigue. En el interín sólo nos resta rendir homenaje de recordación a todos los hombres y mujeres, que con sacrificio, amor al trabajo, hicierón lo posible en bien del progreso de la villa y de sus alrededores.



NOMINA DE LOS PRIMEROS VECINOS DEL BARRIO "VILLA DE MAYO" Y DE LUIS GUILLON.

Hasta fines de la década de los años veinte.

- Adimari Pablo. Esposa Emilia Giampra.
- Alvarez de Toledo Francisco Propietario de tierras.
- Basile Angel Quintero
- Beherán Sotero. Propietario de tierras.
- Bianchi Nicolás. Esposa Angela Delfino.
- Boligán J. Alfredo (15). Empleado de escribanía.
- Breglia Roque Vicente José (16).
- Castiñeiras Jesús Expósito (17).
- Catalda Catalina (18).
- Colman Francisco. Operario en la Bieckert.
- Corchio Antonio (19). Esposa Rosa Libonatto.
- D'Audia José (20). Espos María Scalzo.
- Delfino Angel Miguel. Quintero.
- De Luca Pascual (21) Esposa Balbina Spacio.
- Destéfano Salvador (22). Quintero.
- Diéguez Manuel (23).
- Fava Amadeo (24).
- Fernández Miguel.
- Ferro Manuel (25). Propietario de tierras.
- Frasquelli Lorenzo. Alambrador - Vendía leña.
- Galdi Mateo. Chacra "Los Mirasoles".
- Gimeno Mariano. Quintero.
- González José Bernardo. Alambrador - Jornalero.
- Guillón Luis. Esposa Emilia Segrestán.
- Infante Tomás (26).
- Infante Armando.
- Lagos García Luis. Prestigioso abogado.
- Lamas José. Viajante de comercio.
- Léoz Francisco. Esposa Violeta Calleja.
- Libonatto José. Esposa Concepción Mello.
- María Victoriano. Quintero - Apicultor.
- Méndez Cristóbal (27).
- Menéndez Rosendo.
- Noelting Rosa (28).
- Otero José.
- Ochipinti Salvador.
- Pérez Carlos.
- Prayones Eduardo (29). Prestigioso abogado.
- Rago Carmelo (30).
- Román José. Tambero - Repartía leche.
- Rueda Agustín (31).
- Solleiro Florentino.
- Torres terciano (32).
- Troncoso Demetrio (33).
- Vacarezza Orestes.
- Vidal José María (34).
- Vigilante Francisco . Empleado
- Vignola Francisco(35).
- Martí Emilio.
- Sartini Debastián.
- Ferrari Antonio. Esposa Regina Marcotti.
- Castro José.
- Belascaín Pedro.
- Chiodini Enrique.
- Pisani Raimundo.
- Arana Joaquín (36).
- Berho Miguel (37).
- Loali Adolfo.
- Vignola Antonio.
- Rodriguez José.
- Noelting Juan.
- Basile Juan.
- Martínez José.
- Cao José María (38).
- Libonatti Francisco (39).
- Marré José (40).
- Iglesias Alberto. Policía.
- Tornaviene Francisco.
- Tronchín Pedro Domingo (41).
- Delfino Jorge.
- Guillón Rodolfo (42).
- Gimeno Mariano. Quintero.
- Colman Francisco (43).
- Adami Cirilo. Quintero.
- Libonatti Vicente (44).
- Léoz Javier. Esposa Felisa Garín.
- Lamas José. Viajante de comercio.
- Chiodin Arturo (45).
- Ruescas José.
- Chelotti Bruno (46).
- Corchio Héctor Martín (47).
- Val Ramiro (48).
- Celman Gabriel.
- Castro José. Operario de Transradio Internacional S.A.
- Sartino Sebastián. Comerciante de Bs. Aires.
- Román Rafael. Tambero.
- Fernández Manuel (49).
- Ferrari Antonio (hijo) (50).
- Fernández Rafael.
- Delfino Jorge (51).
- Diéguez José (52).
- Diéguez Nicolás Pedro (53).
- Libonatto Nicolás. Esposa Haydeé Corchio.


REFERENCIAS Y FUENTES DOCUMENTALES

(01) - "Villa de Mayo" fue el primer barrio de la actual localidad de Luis Guillón y del Partido de Esteban Echeverría (Ley 3.467/1913).
(02) - Ilustre vecino de Luis Guillón, cuya propiedad en la década de los años treinta vivió en la calle que hoy lleva su nombre. Su propiedad lindaba con los vecinos de Lino Chimonetti; Vicente Kierot, Celestino Fano, "El Japón" de H. Taniguchi y Antonio A. Césari.
Sobre el frente, calle de por medio tenía a los siguientes vecinos: Julia T. de Tavelli, Dr. Ernesto A. Dillón y E. A. Frías Posse.
El Dr. Eduardo Prayones está conceptuado como el profesor más destacado de Derecho Civil del tiempo contemporáneo, de la Universidad de Buenos Aires.
Fue miembro del Consejo Superior Universitario. Escribió numerosos libros sobre su especialidad, destacándose "Derecho de Familia" y "Derecho de Sucesión". Es el creador del llamado "bien de familia".
Nació en Buenos Aires el 5 de marzo de 1880. Falleció el 1º de octubre del año 1929.
Su propiedad en 1933 pertenecía a Julia G. Martínez de Prayones e hijos.
(03) - Ilustre vecino de Luis Guillón, propietario del vcasco de la antigua estancia "Monte Grande", aún en pie en la calle Tte. Onofre Larcamón al 1400.
El Dr. Lagos García había nacido en Buenos Aires el 9 de octubre de 1844. En su juventud -se graduó a los 22 años de edad- trabajó en el estudio del prestigioso abogado Roque Pérez y fue secretario de don Domingo Faustino Sarmiento, colaborando en los proyectos educativos del Gran sanjuanino.
Con el correr de los años nuestro vecino se convirtió en hábil político y parlamentario, militando en las filas del autonomismo, siendo electo diputado por la prvincia de Buenos Aires entre los años 1873 y 1876, cumpliendo un nuevo periodo entre los años 1876 y 18883.
Dictó la cátedra de Economía Política en la Facultad de Derecho, siendo autor del "Manual de Economía Política".
Desempeñó numerosos cargos públicos, incluso el de Ministro de Hacienda del gobierno del Dr. Carlos tejedor.
El presidente de la Nación, el Dr. Carlos Pellegrini estaba casado con la hermana del Dr. Luis Lagos García, Carolina.
Falleció el 22 de mayo de 1907.
A la altura de los años 1930/33 se vendieron gran parte de las tierras propiedad de este meritorio vecino del pasado de Luis Guillón, quedando parte en poder de sus descendientes.
(04) - El Ferrocarril del Sud promocionó el adelanto y el progreso de los pueblos.
En este sentido Monte Grande es un caso típico.
Los rieles de esta empresa británica llegaron al interior del país, dando vida a puntos de la campaña y de la costa bonaerense. Valga recordar los casos de Chascomús, Mar del Plata, Bahia Blanca, Bariloche, etc.
Esta empresa iauguró sus servicios el 14 de agosto de 1865 con la línea Buenos Aires-Jeppener (77 kilómetros de extensión), iniciándose con 5 locomotoras y 19 coches para pasajeros.
(05) - La palabra "boulevard" del idioma francés, tuvo su uso elegante en el pasado.
Recordamos que las avnidas anchas del trazado del pueblo de Monte Grande del 3 de abril de 1889, todas llevaron el término de "boulevard", hoy castellanizada boulevar.
Comparemos el caso con las palabras hoy de moda: "country", "center", "shopping", etc.
(06) - En nuestro municipio y en la actualidad, desde los rieles del Ferrocarril Metropolitano, al punto del río de la Matanza, se llama Ruta de la Tradición.
(07) - Hoy Remedios de Escalada.
(08) - En honor del vecino del lugar, que fue presidnte de la primera Comisión de Fomento que tuvo Monte Grande a partir del año 1896, y lider, conjuntamente con otros destacados vecinos, del movimiento autonomista que logró la independencia del partido de Esteban Echeverría, separado de Lomas de Zamora y de San Vicente.
(09) - Recordamos que la invención del ferrocarril se le debe al ingeniero inglés Jorge Stephenson.
A través de su ingenio se sustituyó la tracción animal por la tracción mecánica en 1814, cuando en nuestro país aún no se había logrado la independencia.
En 1815 Stephenson construyó la primera locomotora accionada a vapor y en 1816 inventó los rieles de acero.
A este genial inventor se le debe igualmente la creación del primer ramal ferroviario que unió a las poblaciones de Stockton y Darlington, inaugurado en 1825.
Había nacido en Wylam en 1781. Falleció en Tapton en 1848.
(10) - Tren que partía de la estación Constitución a las 17,00. Llegaba puntualmente a Monte Grande a las 17,30, parando solamente en temperley.
De Monte Grande seguía directo y rápido a Cañuelas, tomando la vía conducente al pueblo bonaerense de Navarro.
Este servicio diario se caracterizó por su gran precisión. En la actualiad ningún tren ha superado la rapidéz del famoso "navarrero".
(11) - De un volante editado por la "Comisión Pro Estación Villa de Mayo". con fecha 26 de enero de 1924.
(12) - Los trenes de este tiempo contaban con coches de pasajeros de primera y de segunda clase, al estilo usado en los ferrocarriles de todo el mundo.
Los trenes de primera contaban con asientos de cuero, iluminación con artefactos artísticos (Arañas con tulipas de vidrio); calefacción, desinfección mensual de rigor, etc.
Tanto para los casos de primera y de segunda los pasajeros disponían de baños y de coche furgón para llevar bultos, equipajes, bicicletas, etc.
El pasaje de ida y vuelta, desde Monte Grande a Plaza Constitución, de primera, valía $ 1,25 m/n.. El recorrido se hacía en cuarenta minutos precisos.
El material rodante, tanto en lo referente a las locomotoras como en lo que respecta a los coches para pasajeros, siempre se hallaba, pulcro y en perfectas condiciones.
(13) - Según testo textual de un comunicado que se distribuyó entre los vecinos, y cuya copia se encuentra en nuestro archivo privado.
(14) - Ibídem.



REFERENCIAS COMPLEMENTARIAS:

(15) - Figura como Boligán y también como Bolegán.
Se comenta que fue almacenero con anterioridad a Amadeo Fava.
Primer presidente de la Sociedad de Fomento Edilicio Luis Guillón - Religión Patria y Familia (Posteriormente Sociedad de Fomento Social y Deportiva Mayo).
Empleado de Escribanía - Realizó gestiones para obtener la estación ferroviaria.
(16) - Empleado en calidad de capatáz en Vialidad Nacional. También fue empleado en la municipalidad de Esteban Echeverría.
Firmaba: Roque J. Breglia.
Estaba casado con Doña Catalina Libonatto.
Se lo recuerda como guarda de la línea de tranvías Nº 102 (La línea que tuvo el trágico accidente cayendo al Riachuelo en 1930) - Compañía de Tramways Eléctricos del Sud, con sede en calle Puentecito Nº 2417 (?).
(17) - Esposa Doña Nieves Ramos.
En primer término trabajó como operario en la Cervecería Bieckert.
Posteriormente adquirió fama como taxista con parada en la estación Monte, Grande, por muchos años
(18) - En realidad Catalina Catalda de Gamelo.
Antigua vecina que falleció centenaria.
(19) - Vivía en "Villa de Mayo". Era propietario de una tropilla de yeguas para pisar el barro de los hornos de ladrillos.
(20) - Esposa Doña María Scalzo.
Trabajaba en un aserradero, perdiendo en un accidente el brazo derecho.
Es uno de los vecinos que iba hasta Llavallol para tomar el tren. Dalía de su casa a las 5,00 y regresaba a las 19,00.
Se radicó en 1912 en la esquina de San Martín y José Hernández. Era oriundo de Calabria (Italia). El matrimonio tuvo ocho hijos: Filomena, Gloria, Angela, Herminia, Leonardo, JOsé y Emma.
(21) - Oriundo de Cosensa (Italia). Se radicó en Luis Guillón en 1912.
Vivía en la actual calle Subteniente Urbano Gonzalez Nº 140.
Trabajaba en un aserradero del barrio de la Boza.
También tomaba el tren en Llavallol, pero hacía el trayecto a cabalñlo.
Estaba casado con Doña Balbina Spacio, oriunda de Longobuco (Italia). El matrimonio tuvo diez hijos: Luis, Serafín, Domingo, Teresa, Rosa, Pascual, José, FRancisco, Roberto y Victoria.
(22) - Se radicó en 1912. Tenía su domicilio en la esquina de José Hernandez e Independencia.
Tenía una quinta de verduras en la calle Hernández, entre San Martín y subteniente Urbano Gonzalez (Actual).
Vendía su producción de verduras en una feria de Lomas de Zamora.
Con su esposa Doña Alfonsina, tuvierón siete hijos: Teresa, Aurelia, Francisco, Rafael, Carolina, Rosita y Ernesto.
(23) - Se trata de uno de los primeros vecinos que se ubicarón en el área de "Villa de Mayo". Si bien se registró como operario de la Cervecería Bieckert, tuvo un pequeño campo y un tambo situado en la parte posterior de la chacra "Los Mirasoles", de Don Mateo Galdi.
Con su esposa Doña Teresa tuvierón cuatro Hijos: Manuel, Juan, Pedro y Andrés.
(24) - Habilitó el segundo almacén de Luis Guillón, antes de 1911 (El primer almacén lo estableció el Sr Alfredo J. Boligán).
Este comercio se encontraba en la esquina de Independencia y Almafuerte. Lo vendió posteriormente a los señores Pedro Dieguez y Alfredo Otero.
Con su esposa Doña Isabel, tuvierón un solo hijo llamado Arturo.
(25) - Las tierras fraccionadas de "Villa de Mayo" pertenecierón a Don Manuel Ferro.
La propiedad que ocupó la primitiva excuela Nª 8, también era de éste vecino que fué cuñado del líder de nuestra autonomía, Don Pedro Reta.
Estaba casado con Doña María Antonia Fournier. El matrimonio tuvo dos hijos: Manuel Ferro Founier y María Antonia Ferro Fournier.
(26) - Antiguo almacenero de Luis Guillón. Habilitó su comercio alrededor del año 1923.
Padeció el primer crimen registrado en "Villa de Mayo". Lo asesinaron durante un partido de futbol, en una cancha ubicada donde hoy se encuentra la Parroquia La Anunciación.
(27) - Antiguo vecino. Actuó como directivo de la Comisión de Fomento.
Fabricaba mosáicos.
(28) - En plano de 1933 figura como propietaria de la granja "Las Colmenas" con frente al antiguo "boulevard" Tomás Far (Hoy avenida Luciano Honorato Valette).
Esta granja tenía por vecinos a: señoritas Silvia y Josefina Lagos García; José m. Rezzani; Luis Farina; "Granja Demaría"; R.S. Ferreyra y herederos del Dr. Luis Lagos García.
Figuran igualmente como antiguos vecinos Juan y Carolina V. de Noelting.
(29) - Ver apartado Nº 2.
(30) - Fue propietario de un almacén. Su sposa se llamaba Agüeda.
(31) - Esposa Doña Carmen Ademari.
Se dedicó al reparto de pan en la zona de Luis Guillón. Posteriormente pasó a desempeñarse en la Prefectura Naval Argentina.
(32) - Se decicaba a la producción tambera.
Donó los lotes para construir la primera sala de primeros auxilios.
(33) - Paisano y domador.
Se desempeñó como farolero cn el centro del pueblo de Luis Guillón.
(34) - Propietario de la primera panadería de Luis Guillón, ubicada sbre el actual Camino de Cintura. Su comercio se conoció bajo el nombre de "La primera de Llavallol".
(35) - Tenía una quinta en la calle San Martín y Camino de Cintura. Se dedicó a la producción de oregano, vendiendo principalmente en la feria de la calle Iriarte, en Barracas.
Subía al tren en la estación Llavallol con dos cestos o canastas con yerbas aromáticas.
Tuvo cinco hijos: Micaela, Paca, Antonio, María y FRancisco.
(36) - Esposa Doña Modesta Vidal. De oficio panadero.
Trabajó en la primitiva panadería de Don José María Vidal ("La Primera de Llavallol"), a partir de 1904.
(37) - Esposa Genoveva Paván.
Se dedicaba a la producción tambera y a la venta de leche en la zona.
(38) - Esposa Doña Aurora Cortéz.
Se desempeñó como policía en la comisaría de Monte Grande.
(39) - Esposa Doña Paulina Giniesse.
Establecido alrededor de 1908. Se dedicaba al esterillado de sillas.
(40) - Fabricaba quesos en lugar no identificado.
En Luis Guillón figuraba como propietario.
(41) - Propietario de un almacén de ramos generales ubicado sobre el Camino de Cintura.
Esposa Doña Vicenta Vidal Bou.
(42) - Hijo del líder del autonomismo echeverriano Don Luis Guillón.
En 1938 escribió una interesante reseña sobre nuestra historia (LIbro titulado: "Monte Grande en el XXv aniversario de la fundación del partido de Esteban Echeverría).
(43) - Antiguo vecino.
Fue uno de losoperarios que trabajaba en la Cervecería Bieckert.
Hijos: Arturo, Celia, Coco, Pedro y Antonio.
(44) - En realidad su apellido es Libonatto.
Esposa Doña Rosa Libonatto.
Feriante.
(45) - Propietario de tierras.
Donó los lotes para construir la Escuela Nº 8 y también donó el predio donde se construyó la Parroquia de La Anunciación.
(46) - Esposa Doña Catalina Sepulveda.
De profesión ferroviario. Se sabe que se radicó en Luis Guillón por sugerencia de la Grerncia del Ferrocarril del Sud.
(47) - Esposa Doña Leono Breglia.
Fue uno de los operarios de la Cervecería Bieckert que vivió en "Villa de Mayo".
Igualmente trabajó en la desaparecida Cervecería Halcón y en la empresa Fotalit, productora de materiales de fibrocemento, en Llavallol.
Durante 22 años se dedicó a la explotación tambera y a la venta de leche.
(48) - Conceptuado como antiguo vecino de la zona.
Trabajó como operario en la Cervecería Bieckert y con Don Manuel Rodriguez ("El Gaucho"), en el rubro panadería.
(49) - Trabajaba en al empresa Transradio Internacional S.A., en tiempos en que no era fácil llegar hasta dicha afamada planta radio-telegráfica.
La zorra de dicha empresa, que tenía un tendido de rieles sistema "Decauville", que llegaba hasta Monte Grande, lo arrimaba hasta Tomás Fair (Hoy Luciano Honorato Valette) e ing. Eduardo Huergo, punto donde pacintemente lo esperaba su caballo. Con él llegaba a su casa.
Su esposa se llamaba María.
(50) - Esposa Doña Aurora Nuñez.
Fue operario de la empresa V.A.S.A. (Vidriería Argentina Sociedad Anónima) de la vecina localidad de Llavallol.
Esta empresa, como la mencionada Fortalit, cuando abrieron sus puertas, dieron trabajo a numerosos vecinos de "Villa de Mayo" y Luis Guillón.
(51) - Dedicado a las tareas de quintero.
Trabajó con el vecino Don Francisco Vignola en el cultivo de plantas aromáticas.
(52) - Tuvo una afamada carnicería en Luis Guillón.
(53) - Conjuntamente con José Dieguez, establecierón la primera carnicería ubicada en la esquina de Jorge Pasman Miles y Subteniente Urbano González.
Igualmente estableció en su comercio, la primera estafeta postal.

MPORTANTE:

Se ha rescatado lo memorizado por atentos y antiguos vecinos de la localidad de Luis Guillón.
Agradecemos a: Nilda Rueda, Antonio Castiñeiras, Leonor Breglia, Emma Chilotti, Leonardo D'Audia (Nano) y Ernesto Fernández, entre otros, por su valioso apoyo, en pro de que no se pierdan los gratificantes recuerdos de nuestros vecinos, en este caso particular, los de "Villa de Mayo" y los de Luis Guillón.
Sería un placer que en el futuro nuevos investigadores históricos lugareños mejoraran o ampliaran la información detallada.

RUBEN A. PEDRO CAMPOMAR ROTGER
Monte Grande, 30 de diciembre del año 2000.

NR: (Copia publicada con la autorización expresa de su autor)